top of page

¡Shazam! La furia de los dioses


Shazam! La furia de los dioses es una secuela bastante olvidable del agonizante universo de DC. Lo que hizo disfrutable la primera parte de Shazam, fue su humor absurdo y referencias a la cultura popular, pero sobre todo la química que había entre Billy Batson adulto y su hermano Freddy. Esta química se pierde bastante en esta secuela, dejándonos solo con el humor infantil y absurdo. La premisa de la película es el importante papel de la familia y amor fraternal, sin embargo, no existe relación ni química entre Billy y sus hermanos, quienes son presentados cómo lo principal de la película, pero no llegan a ser desarrollados, tienen preocupantemente pocos diálogos y son usados solo como recurso cómico en un par de ocasiones. Lo más destacable, al igual que la primer película de Shazam, es Freddy, el hermano de Billy, quien es el alma de la película por su carisma y comedia.

Los villanos, al igual que los héroes, son increíblemente tontos, llegando al punto de ser derrotados por un absurdo chiste sobre una marca de dulces, que evidentemente se trata de un comercial. Las secuencias de acción son buenas, cuentan con buenos efectos visuales y llegan a ser emocionantes, sin embargo, está por el promedio de la inmensa cantidad de películas de superhéroes de hoy en dia. Ninguna escena destaca en lo absoluto.

Es evidente que DC no tiene idea de que hacer con Shazam, ni con Black Adam, su némesis, quien brilla por su ausencia. La cinta se siente muy apartada de todo el universo que se ha construido y del nuevo universo que está por nacer, está atrapada en un limbo extraño en dónde no pueden permitirse contar una historia memorable.

Si eres fan de la primer película, pasarás un buen rato en el cine, pues esta secuela amplía el lore del personaje de Shazam. Pero no esperes casi nada, ya que la primer película es mucho más disfrutable y mejor ejecutada.


Ricardo Ramírez

2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

コメント


bottom of page